DOS AÑOS DEL «CLÁSICO» DE LOS JUEVES EN REY DE COPAS

Llamativo, principalmente por su decoración, Rey de Copas (Gorriti 5176, Palermo) es propiedad de Sebastián Páez Vilaró, hijo del afamado, recordado y consagrado artista uruguayo Carlos Páez Vilaró. Este precioso espacio, que une el arte visual con la gastronomía, las copas y la música, en plena zona palermitana, es uno de los que más creció en los últimos años, en especial por el trato hacia los comensales, la buen atención y la excelente música.

Más allá de la belleza del lugar, que incluye un patio, una terraza y cuatro sectores internos , además de una llamativa barra, durante dos años hubo un trabajo de posicionamiento, de la mano de dos “hostess” reconocidos del ambiente, Julio Fernández (en foto superior, junto a Sofía Gala) y Georgito Zapa.

Palermo posee una notable variedad en el ámbito nocturno, por ese motivo ambos consiguieron, a través de un trabajo minucioso, que los jueves, en tiempos de economía compleja en Argentina, Rey de Copas se transforme en un lugar de “parada obligatoria”.

Desde las 22 horas y hasta casi mitad de la madrugada, los jueves uno puede cruzarse con modelos, actrices, productores, periodistas, escritores, músicos reconocidos, toda una fauna nocturna vinculada a lo artístico. Fernández hace hincapié en que es fundamental que la música una a todos ellos. “Hay que invitar a la gente, yo tengo público que suele seguir mis pasos. Lo principal es que sea un público amante de la música, la gastronomía, el arte en general. Ese es el punto de partida para Georgito y para mí. Es la clave de todo”, resalta. A ambos hostess y productores los convocó la gente del bar, porque estaba al tanto de su larga experiencia en la noche porteña, además del poder estratégico y la sabiduría con que se manejan. “Nosotros sabíamos que no sería fácil posicionar el lugar los jueves, pero lo logramos, a base de trabajo; el jueves es un día difícil en Palermo, pero fundamental”.

Respecto al espacio, dimensiones y atractivos -hay cuadros originales y decoraciones de padre e hijo Páez Vilaró-, Julio cuenta que no fue menor aceptar la propuesta, el desafío, ya que “el bar tiene una hermosa decoración y arte en todos sus rincones. A mi gente le encantó desde la primera vez que ingresó. Además un punto fuerte es su cocktelería”, subraya. Este reconocido productor y puntilloso host -al igual que su socio Georgito- pasó por diferentes desafíos a lo largo de su vida, y cuenta con sus secretos para no declinar jamás. “Tengo muchos años de trabajar en el rock, en el ámbito del arte, en la gastronomía. Siempre trato de mantener el estilo y renovarme. Apelo mucho a la juventud, a nuevos artistas en escena y también a experimentados”. En los clásicos de los jueves, pasaron por las bandejas, ya sea como DJs, o bien “discjockeando”, talentosos como Lisa Cerati, Lolo Fuentes, Cecilia Amenabar, Facu Iñigo, Rosario Ortega, Rudie Martínez, Rosario Ortega y Sofía Gala, entre otros tantos, siempre convocados por Fernández y Zapa, según ameritó la ocasión. Sin duda se trata de un plus fundamental para que las visitas al bar artístico crezcan y el “boca en boca” genere el éxito nocturno que vienen logrando, semana tras semana.

Georgito Zapa junto a Zeta Bosio, invitado de lujo, y compañía

Las noches más sobresalientes en este par de años que por ahora lleva el ciclo de los jueves, fueron el cumpleaños número uno de los encuentros -noche en la que tocó en vivo Marcelo Moura-, y el cumpleaños de Julio, uno de los dos anfitriones del ciclo. “Había venido Sofía Gala a pasar música a mi cumpleaños. Se acercó mucha gente del ambiente. El lugar estaba repleto. Muchos brindis, muchos encuentros, mucho ida y vuelta. Por lo general los jueves son altamente sociables en Rey de Copas”. Y agrega: “Respecto al primer cumple del ciclo, el año pasado, Moura hizo un acústico con clásicos de Virus. La gente copó por completo el bar. Enchufó la guitarra muy cerca de la barra y el público se agolpó por completo. Muchos tuvieron que escucharlo desde el patio, porque no cabía un alfiler. Fue una noche memorable”.

Esta semana, el “clásico» de los jueves en Rey de Copas cumple dos años y Julio habla de la satisfacción que le da trabajar allí. “Cada lugar es un desafío distinto, existen dueños de distintas características, de diferentes maneras de pensar, pero para el caso de Rey de Copas, me gustó mucho por el lado del arte, más allá de lo decorativo; o sea, el arte que emana y que intentamos generar allí adentro todos los jueves”.

Rosario Ortega, además de cantante y corista de Charly García, ejerce un rol espectacular en las bandejas musicales. También pasó por Rey de Copas.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*